COGERSA informa sobre el compostaje de los biorresiduos a los ayuntamientos asturianos

Cogersa organizó el pasado 31 de enero la jornada técnica “Compostaje comunitario y doméstico: una alternativa para la autogestión de los biorresiduos” destinada a representantes y personal técnico municipal de los ayuntamientos asturianos (Ver el programa). Entre los contenidos que se abordaron:

– Las medidas del consorcio y del Gobierno del Principado para impulsar el reciclaje de los restos orgánicos de la huerta y la cocina a través de los programas de compostaje; una opción que resulta más sostenible que el contenedor marrón en los municipios rurales y en el entorno de las ciudades.

– Las claves del éxito de la experiencia de compostaje comunitario en el municipio de Tui (Pontevedra).

– El balance de quince años de compostaje doméstico en Asturias, con más de 17.000 familias implicadas.

El acto contó con la participación del director general de Calidad Ambiental y Cambio Climático del Gobierno del Principado y vicepresidente de Cogersa, Pablo L. Álvarez; y de la gerente, Paz Orviz. También intervinieron como ponentes un técnico de residuos municipales del consorcio, Ricardo Rodríguez Herrero; la jefa de Sostenibilidad, Elena Fernández Martínez; y la técnica de gestión de residuos municipales del Concello de Tui, Sara Luque Coto.

Compostaje doméstico en cifras

Ya son más de 50.000 asturianos los que se han sumado al compostaje en viviendas de zonas rurales y periurbanas, una actividad que Cogersa promueve desde 2009 y en cuyo marco se han entregado hasta la fecha más de 17.000 compostadoras para transformar los residuos orgánicos en compost. En 2023 se estima que son unas 5.900 toneladas de biorresiduos las que fueron compostadas. Hay más información en la web de la campaña: compostaconcogersa.es

Marco regulatorio

Por lo que respecta al marco regulatorio, La ley 7/2022, de 8 de abril, de residuos y suelos contaminados para una economía circular, establece las directrices para prevenir y reducir el impacto global del uso de los recursos y mejorar su eficiencia, con el fin de proteger el medio ambiente y la salud y promover la economía circular. Los residuos que deben ser recogidos por separado desde el 31 de diciembre de 2023 son, al menos, el papel, los metales, el plástico, el vidrio y los biorresiduos.

Según la normativa, las entidades locales cuya población sea inferior a 1.000 habitantes adoptarán las medidas necesarias para asegurar el compostaje doméstico y comunitario, mientras que las demás entidades locales promoverán la recogida separada y posterior tratamiento en instalaciones de reciclado, preferentemente de compostaje y digestión anaerobia.

 

 

Valora
[Total: 1 Media: 5]

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.